Guía: Reparación básica de la carrocería

Tema en 'Limpieza y cuidados del automóvil' iniciado por teXky, 7 Jun 2005.

  1. teXky

    teXky Forista Legendario

    Registrado:
    20 Nov 2004
    Mensajes:
    8.061
    Me Gusta:
    0
    Ubicación:
    Catalunya
    Reparación básica de la carrocería

    Cómo liberarse de los rayones, las abolladuras y el óxido Por: Steve Temple/autoMedia.com

    [​IMG]

    Si su movilidad diaria es un vehículo usado que vino con su propio conjunto de bollitos y rayones, o su auto nuevo acaba de sufrir el primer atentado de un carrito errante de supermercado, no se preocupe. La reparación de carrocerías un poco dañadas no es una tarea ni tan difícil ni tan amedrentadora. Con la ayuda de herramientas de taller convencionales - como por ejemplo una pulidora y un taladro eléctrico- además de un poco de grasa en el codo y algunas provisiones de su comercio local de repuestos, estos rayones y bollos pueden desaparecer por completo.

    El primer paso para cualquier proceso de reparación de carrocería es empezar con un auto limpio, utilizando productos de limpieza de automóviles seguido por un buen removedor a prueba de todo para sacar las capas de cera, grasa y sedimentos. Las técnicas de reparación de carrocería son más una cuestión de finura y gusto que de fuerza. Igualmente, tómese el tiempo para leer las instrucciones de su kit de reparación de carrocerías - pintura antióxido, masilla, pintura de imprimación y de retoque - para la preparación y el secado. Comenzaremos con la reparación de simples rayones.
    [​IMG]
    Simples rayones |
    Con un papel fino de lija (el que se utiliza para el lijado al agua) y una esponja mojada, haga desaparecer los bordes de los rayones, hasta llegar al metal si fuera necesario. Lo que se busca es hacer desaparecer el rayón hasta llegar a la pintura sana. Se puede dar cuenta de ese momento cuando pasa el dedo suavemente sobre el área sin sentir ni siquiera una huella de un borde.

    Si el rayón es profundo, lo puede rellenar con la masilla para carrocerías ó sellador. La mejor manera de determinar si es necesaria más masilla para carrocería es pasando la mano por arriba del área. A menos que esté canchero, con sólo mirar se puede engañar. Las yemas de sus dedos y la palma son las mejores herramientas. Pásele una lija al agua a la masilla para hacer desaparecer las imperfecciones.

    Asegúrese de que el área alrededor del daño esté tapada — por lo menos tres pulgadas — para asegurar la buena unión de la capa de reparación. Aplique la primera mano y lije el área con papel de lija al agua extra fino y la esponja mojada para lograr la mejor adherencia de la pintura final.

    Los fabricantes de autos hacen coincidir fácilmente la pintura original con códigos de colores y kits de retoque disponibles en los comercios para autos o el concesionario local. Una vez que se dio la mano de color final y se secó, realice el lijado final con papel de lija al agua de grano 1000. Cuando esté seguro de que la pintura está completamente seca, utilice un producto para lustrar y recuperar el brillo de la pintura nueva.
    [​IMG]
    Erradique el óxido. |
    En cuanto al óxido, lo más importante para recordar es erradicar toda la corrosión de una vez. De lo contrario, tendrá la misma mancha de óxido por el resto de la vida del vehículo o la suya, lo que suceda primero. Siga estos pasos:

    Lije el óxido hasta llegar al metal. La mejor herramienta para este trabajo es una lijadora orbital o circular, pero es también se puede hacer a mano. Otra vez, su objetivo es hacer desaparecer el área oxidada hasta llegar al metal limpio y luego aplicar la pintura nueva.

    Aquí es dónde se necesita un taladro eléctrico. Agujeree alrededor del área original de óxido, formando una base para la aplicación del parche con pintura reparadora de la carrocería. Corte el parche adhesivo de reparación para que encaje en el área oxidada pero dentro de la parte perforada. Pegue el parche de reparación en el lugar.

    Una vez que se secó el parche, aplique masilla de carrocería, modele y lije hasta que la superficie quede lisa y no se diferencie el área reparada de la pintura original.

    Siga los mismos pasos de terminación de los "rayones" que siguió con la mano de imprimación y la pintura final — no olvide el lijado al agua entre estos pasos.
    [​IMG]
    Arregle las abolladuras |
    Las reparaciones de abolladuras es un trabajo de reparación bastante difícil como para hacerlo solo. Si hay pliegues angulosos en el metal, tiene muy pocas chances de que la reparación quede impecable, en particular si este es su primer trabajo en el mundo de la chapistería. Pero si los bordes de la abolladura están "alisados" y ya conoce las técnicas de aplicación de masilla para carrocería, vale la pena intentarlo. Si no quiere desembolsar el dinero para comprar un martillo sacabollos, la herramienta utilizada por chapistas para sacar las abolladuras es este truco que funciona casi tan bien.

    > Haga una perforación de 1/16 pulgadas en el centro de la abolladura.

    > Inserte un tornillo de metal en el agujero, sujete el tornillo don una pinza y tire. El metal debe salir y recuperar casi la misma forma original.

    > Ahora siga los pasos para los "rayones" y el "óxido", puliendo el área con lija al agua, sacando el óxido, aplicando masilla de carrocería, primera mano de pintura y mano final lijando entre cada paso.
    [​IMG]
    Admire su trabajo |
    El ultimo paso para los trabajos de reparación de carrocerías es alejarse del vehículo, admirar su trabajo y darse un palmada en la espalda. Invirtió bastante tiempo y energía en el proyecto, pero al mismo tiempo ahorró mucho dinero.
    [​IMG]
    [​IMG]

Compartir esta página